Geoportal FIPRODEFO > Plan de Ordenamiento Forestal Metropolitano (POFMET) > Guia de plagas forestales urbanas > Plagas > Piojito del Ficus (Gynaikothrips uzeli)

Clasificación

Reino: Animalia
Fillum: Arthropoda
Clase: Insecta
Orden: Thysanoptera
Suborden: Tubulifera
Familia: Phlaeothripidae
Género: Gynaikothrips
Especie: uzeli
Nombre científico: Gynaikothrips uzeli

Tipo de daño: Succionador de Savia
Zona del daño: hojas

El trip del ficus es relativamente grande. Se asemeja y está estrechamente relacionado al trip del laurel cubano, Gynaikothrips ficorum.

Son insectos activamente voladores y se desplazan con rapidez en los días soleados, cálidos y secos, sobre todo al atardecer. Tienden a volar al pie de la planta en grandes cantidades. Se desarrollan principalmente sobre especies vegetales del género Ficus.

Los huevos son cilíndricos, de cubierta lisa y traslúcidos. Las larvas jóvenes son de color blanco traslucido, en forma oblonga o de tabaco u habano y poseen ojos rojos.

Las ninfas jóvenes son oblongas, alargadas y de un blanco traslucido al principio, amarillentas después. Los ojos son rojizos.

Los adultos miden de 2.5 a 3.6 mm de longitud y un color café oscuro o negro. Los adultos se alimentan en la superficie de las hojas jóvenes en expansión lo cual causa que las mismas se enrollen hacia adentro o formen un doblez en el cual los adultos depositarán los huevos y los trips inmaduros se desarrollarán.

Los adultos depositan los huevos sobre las hojas dobladas. Tras esta protección se desarrollan los ejemplares inmaduros. En zonas cálidas están plenamente activos todo el año, en lugares fríos su proliferación se detiene con la llegada del invierno, retomándose a principios de primavera. La ovoposición se realiza en la porción central de las hojas nuevas. Decenas de huevos son puestos uno a continuación del otro.

El laurel de la india (Ficus benjamina) es la única planta conocida en que ellos son capaces de completar su ciclo, pero otro hospedero puede ser Ficus microcarpa.

Aunque es difícil observar al insecto causando daño directamente a la planta, el signo más evidente al comienzo del ataque, es la presencia de hojas decoloradas, dobladas por la mitad con puntuaciones rojizas, y la caída prematura de las hojas.

Los trips se alimentan de las hojas en expansión causando manchas rojo purpureas en el envés de las hojas. Las hojas se enrollan, desarrollan agallas y se caen prematuramente.

Esta plaga puede causar severos daños a la planta y su erradicación una vez establecido es muy difícil.

Existen numerosos enemigos naturales, particularmente depredadores, que se alimentan de esta plaga. Ellos incluyen a algunas chinches alas de encaje, arañas, catarinitas, ácaros y trips depredadores.

Control Cultural

Algunas prácticas que se pueden realizar para prevenir la infestación masiva de este insecto son: la poda y destrucción de partes infectadas de la planta, mantener el material vegetal en un lugar más bien fresco y tirando a húmedo ya que esta plaga se desarrolla en tiempo seco y caluroso, eliminar las malas hierbas que sirven de refugio a la plaga. Colocar trampas cromáticas color azul para atraer la plaga cuando el ataque es leve o moderado.